Publicado en Psico-Educación

OBSESIONES

Dime si te suena el haber estado pensando una y otra vez en lo mismos. Dándole vueltas y más vueltas en tu cabeza al trabajo, a un examen, a esa persona que te gusta… Piensas tanto en ello que llega a agotarte, a dolerte la cabeza, a no dejarte centrarte en otras tareas de tu vida. ¿Te suena que te haya ocurrido alguna vez, verdad?

confusion

Es una obsesión, pero calma. Este tipo de obsesiones pueden considerarse normales, ya que, una vez se soluciona el problema por el cual nos obsesionamos, la obsesión desaparece. Por ejemplo, es normal darle vueltas cuando te regañan en el trabajo pensando “Mi jefe es un cabrón”, “Ya no sé que hacer para tenerlo contento”, “Si sigo así me van a despedir”. O cuando lo dejas con tu pareja: “¿Qué habré hecho mal?”, “¿Cómo estará?”, “¿Le irá bien?”, “La echo de menos…”

Las obsesiones son molestas y pueden ocupar gran parte de nuestro tiempo. Como la cabeza no puede estar centrada en dos cosas a la vez, porque nuestra atención es limitada (a no ser que seas una persona multitarea), lo normal es que notes como pasa el tiempo y percibas que no lo has aprovechado por estar pensando una y otra vez en lo mismo, sin llegar a ningún resultado.

Peor aún, la obsesión o el pensamiento obsesivo, cuando se prolonga a lo largo del tiempo, puede hacer que tu situación derive a etapas de estrés y/o depresión. Y es que esos pensamientos obsesivos traen consigo otros pensamientos que ya conocemos, los pensamientos irracionales, que van a hacer que nuestra autoestima y confianza disminuyan, haciéndonos creer que somos los culpables, que nuestras capacidades no son las adecuadas y no podemos hacer nada para cambiarlas, y que nos merecemos estar pasándolo mal. Es decir, pensamientos que no se ajustan a la realidad y de los cuales no tenemos pruebas de su certeza. Pero aún así, nos los creemos y nos influyen negativamente.

La parte positiva de las obsesiones, es que pueden ayudarnos en la toma de decisiones. Para entendernos, cuando rompemos con la pareja o nos despiden o tenemos un examen importante o cualquier otro ejemplo que pueda generarte alguna preocupación; lo normal es que pienses en ello y le dediques tiempo. Es como si tu cabeza intentara “ver” todas las posibilidades. Como si este proceso de obsesión ayudara para un posterior plan de acción que te ayude a tomar una buena decisión. Por lo tanto, obsesionarse en los primeros momentos de un acontecimiento importante en tu vida es normal y nos ayuda para contemplar las posibles alternativas de por qué ha ocurrido y cómo podría ponerle solución.

¿Cuándo se convierte en un problema? Es difícil darle una fecha exacta, ya que, no todas las circunstancias son igual de graves, ni todas las personas les adjudicamos la misma gravedad a las diferentes circunstancias.  Para ser cautos, toma como referencia:

  • Si no puedes centrarte en tareas sencillas de tu vida diaria.
  • Si han pasado varias meses (entre 4 o 6 meses) y siguen con el pensamiento obsesivo.
  • Si tus relaciones personales y profesionales se resienten a causa de esos pensamientos obsesivos.
  • Si sientes que tu bienestar físico y/o psicológico se resiente.

Si tienes dudas consulta con un profesional para que te ayude a identificarlo (www.nosinmidivan.com)

En definitiva, nuestra mente tiene la tarea de generar ideas constantemente y en muchas ocasiones las ideas que generen pueden ser absurdas e irrelevantes para nuestra vida, y aún así, hacer que invirtamos demasiado tiempo en analizarlas y darles vueltas y más vueltas.

En otra publicación hablaré sobre el trastorno obsesivo-compulsivo, que tiene más gravedad que lo que hemos hablado aquí y además incluye “rituales conductuales”, que realizan las personas que lo sufren para intentar paliar la ansiedad que les generan sus obsesiones.

Víctor Márquez Exojo

Psicólogo General Sanitario – Experto en Inteligencia Emocional

Anuncios

Autor:

Psicólogo General Sanitario. Experto en Inteligencia Emocional

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s