Publicado en Inteligencia Emocional

EL ENEMIGO EN CASA (I): CREENCIAS IRRACIONALES

Ya lo dice mi madre, la cabeza corre más que los pies. A lo largo del día, pensamos multitud de cosas, hacemos nuestras propias teorías y nos montamos nuestras propias películas de lo que puede pasar o lo que podría haber sido o lo que será. Nuestra mente, forma guiones de planes de acción que pretendemos llevar a cabo. Y durante todos esos procesos, siempre hay ciertos pensamientos que nos van a hacer dudar o directamente van a convencernos que no somos capaces para conseguir lo que nos hemos propuesto.

pepito grillo

Os presento a las Creencias Irracionales. Son todos esos pensamientos que nos molestan y nos dificultan tener una vida satisfactoria, los que nos bloquean a la hora de cumplir nuestros objetivos.

Todos tenemos creencias irracionales, en algún momento del día se nos puede colar alguna (o varias). Estas creencias surgen del proceso de evaluación que realizamos de nuestro entorno. Es decir, cuando nos ocurre algo, por ejemplo al ver que otra persona nos está mirando, podemos pensar que: es porque le gustamos; o nuestra forma de vestir le parece ridícula; o simplemente una casualidad de cruce de miradas.

Dependiendo de la creencia que nos convenza más, adoptaremos una actitud u otra. Si creemos que le hemos gustado seguramente nuestra autoestima aumentará; si creemos que nos mira por nuestra ridícula forma de vestir empezaremos a sentirnos inseguros y actuaremos bajando la cabeza, encogiéndonos de hombros y ocultándonos todo lo posible.

También dependiendo de nuestra actitud y forma de ser, tenderemos a pensar de una forma más racional o más irracional. Por ejemplo, si somos muy tímidos, y estamos en una fiesta con amigos y gente que no conocemos, al notar que nadie habla con nosotros podemos pensar que es porque no le caemos bien a nadie.

Nuestras emociones, juegan otro papel importante en nuestras creencias. Cuando estamos enfadados con alguien tendemos a juzgarlo de forma negativa y hacer valoraciones exageradas que fomentan aún más nuestro enfado. Cuando ese enfado se nos pasa, pensamos que esa persona no era para tanto tan mala y egoísta como antes. Una vez más nuestras creencias irracionales han hecho acto de aparición aprovechando nuestro enfado.

En resumen, nuestras creencias pueden dictar cómo nos comportamos y cómo nos sentimos, pero también, nuestros comportamientos y sentimientos pueden dirigir nuestras creencias.

Pero, ¿por qué se las llama creencias irracionales? Básicamente, porque no existe una prueba clara de lo que estamos pensando en ese momento, sea cierto. Con el ejemplo anterior, de cuando alguien nos miraba: ¿Qué pruebas tienes de que te mira porque tu forma de vestir le parece ridícula? Ninguna. Es una persona que no conoces de nada, no has hablado con esa persona nunca y no conoces sus gustos. Sí que puede pensar que le parezca ridícula tu forma de vestir, pero también puede pensar que eres una persona atractiva y le has llamado la atención. Realmente no sabes la respuesta de lo que piensa, pero te has montado tu película y en función de esa creencia que has tenido actúas de una u otra forma. La elección del pensamiento ha sido tuya.

No solamente son irracionales por el hecho de no tener pruebas objetivas, también por el hecho de no resultar útiles para nuestro bienestar o consecución de objetivos. Al contrario, van a bloquearnos, van a hacer que dudemos de nosotros mismos y van a molestarnos y hacernos sentir mal.

Por no resultar útiles para nuestros bienestar y por ser una elección propia sin una base objetiva, es por lo que se denominan creencias irracionales.

Ahora que ya conocemos mejor, qué es una creencia irracional estamos listos para saber los tipos que podemos tener. Pero eso es algo que veremos en la siguiente parte.

Víctor Márquez Exojo

Psicólogo General Sanitario – Experto en Inteligencia Emocional

Anuncios

Autor:

Psicólogo General Sanitario. Experto en Inteligencia Emocional

4 comentarios sobre “EL ENEMIGO EN CASA (I): CREENCIAS IRRACIONALES

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s